Navegando por
Etiqueta: terror

Sombras y colmillos.

Sombras y colmillos.

—Estás mamando ¿verdad? —Cynthia le dio un trago a su cerveza tratando de evitar escupirla por los ataques de risa que ha tenido desde que comenzó su plática con Diego. —Te lo juro wey, sabe qué pedo con la banda. Ese tipo andaba mal —Diego prendió un cigarro y destapó una cerveza, a pesar de la mala experiencia que había tenido, se encontraba animado. —Pero ¿en serio? O sea ¿el tipo comenzó a olerte? ¿así tal cual? —Así tal cual,…

Leer más Leer más

La casa abandonada.

La casa abandonada.

Gabriel era un niño muy paciente para su corta edad, apenas tenía 8 años y sabía muy bien guardar la calma, esperar, aguardar al momento adecuado para actuar. Y eso hacía, solo, en su cuarto. Ya habían pasado varias horas desde que su madre lo mandó a dormir. Había hecho todo el numero para no levantar ninguna sospecha, primero se puso su pijama, luego se lavó sus dientes y dio sus oraciones, sabía que su madre de vez en cuando…

Leer más Leer más

Ella ya se encuentra aquí.

Ella ya se encuentra aquí.

Me doy por vencida. Ya está dentro de la casa, puedo escucharla arañar las paredes con sus largas y deformes uñas, sus pasos son fuertes y firmes pero lentos, se está tomando su tiempo, quiere hacerme sufrir hasta el último momento, pero ya no me importa, estoy cansada. Los últimos meses han sido una pesadilla; noche tras noche ella viene y recorre la casa, araña las paredes, golpea las puertas y destroza los muebles. Todos piensan que me estoy volviendo…

Leer más Leer más

Aguja

Aguja

El sueño era muy profundo; sentía como si mi cuerpo flotara en un mar negro, donde no había nada, no había imágenes distorsionadas, no había sonidos, no había malos recuerdos. Estaba sumergido en la oscuridad y me gustaba. Me fui a dormir cansado, agotado, en cuanto entré a la cama y apagué la luz me entregué a la oscuridad, hasta que ocurrió. Fue como si una aguja se clavara profundamente en mi ojo izquierdo, fue tanto el dolor que desperté…

Leer más Leer más

Hace dos días.

Hace dos días.

A Germán lo despertó el azote del viento contra su ventana. Se levantó desorientado, le dolía la cabeza y sentía los ojos hinchados. Al mirar por la ventana y poner más atención se dio cuenta de que venía una fuerte tormenta, podía ver los rayos y las nubes a lo lejos, el viento agitaba violentamente los árboles de su jardín, eran las 2:37 de la mañana. El dolor de cabeza lo fastidiaba, sentía la garganta seca y decidió bajar por…

Leer más Leer más

Diagnóstico. Segunda parte.

Diagnóstico. Segunda parte.

Continuación de Diagnóstico parte 1. Pueden encontrarlo dando click aquí. Quiero destacar que el resto de la semana no podía dejar de pensar en Daniel ni en la señora Rojas, pocos pacientes me han cautivado de esa manera desde la primera sesión. Hay ciertas conductas que reconozco, sobre todo en la Señora Rojas que es mucho más transparente. Durante el fin de semana de la primera sesión recorrí con colegas y expedientes algunos casos similares, y aunque encontré patrones de…

Leer más Leer más

Diagnóstico. Primera parte.

Diagnóstico. Primera parte.

Despacho del Doctor Ignacio Solorzano Fecha: 22 de febrero del año 2019 Paciente: Daniel Rojas Edad: 7 años. Posible diagnóstico: Desconocido Me tomaré este perfil de manera diferente. El paciente Daniel me intriga, ya llevamos 6 meses de terapia y todavía no puedo dar con un diagnóstico preciso, más que un perfil, son varias notas y pensamientos que espero me ayuden a encontrar lo que estoy buscando respecto a Daniel. Daniel llegó a mi consultorio acompañado de su madre hace…

Leer más Leer más

La mancha que se ubicaba en la esquina derecha de la habitación de al lado

La mancha que se ubicaba en la esquina derecha de la habitación de al lado

Cuento de hace tiempo que estaba perdido, ya lo acomode en el cuarto.     Ya han pasado 4 días, 6 horas y 34 minutos desde que le disparé en la cabeza en su habitación aquel domingo por la noche. He usado de todo para quitar la mancha de sangre que ha quedado impregnada en esa esquina, esa misma esquina donde me suplicó por su vida, pero en su defensa, no fue lo primero que hizo; primero abrió los ojos…

Leer más Leer más

Una tumba y un gato que observa

Una tumba y un gato que observa

El otro día escribí este cuento, pero creo que este es el lugar correcto para que se quede.   La lluvia no dejaba de caer, era implacable y parecía como si castigara aquellas dos figuras en medio de aquel viejo cementerio. Un gato negro se había colocado encima de la tumba, no le importaba la fría lluvia. Sus amarillos ojos se clavaron en aquel par de hombres desde que empezaron a cavar, los tenía muy nerviosos. Ambos se preguntaban: ¿por…

Leer más Leer más